Avances tecnológicos en flexografía: la duración de los recambios


En las máquinas de flexografía la duración de los recambios es muy importante. Y no se trata de estirar la vida de estos productos, sino a que se mantengan en las mejores condiciones más tiempo, soportando un mayor volumen de trabajo.


Por ejemplo, el End Seal u obturador lateral, es un elemento de las maquinas de flexografía que trabaja en conjunto con la rasqueta y con el anilox.


Se encarga de evitar los derrames de tinta y está sometido a un estrés constante, pero debe de poder mantener su estabilidad y su forma durante el mayor tiempo posible. Gracias a las innovaciones tecnológicas, la duración de estos recambios permite realizar los trabajos de una manera mucho más rentable y con mayor calidad, ya que estas piezas mantienen todas sus propiedades el máximo de tiempo.




Es clave para esta duración todo el trabajo que se lleva a cabo en los materiales con los que se construyen este tipo de recambios. Realizar piezas capaces de mantenerse flexibles pero de ser resistentes y duraderas es todo un reto para los ingenieros encargados del desarrollo tecnológico de este tipo de máquinas. Y lo cierto es que en los últimos años, estas investigaciones han ido siempre por muy buen camino, por ejemplo, en la durabilidad del End Seal que ya hemos mencionado.


Cuando se calcula el coste de un trabajo se tienen en cuenta diversos factores, por ejemplo la amortización de la máquina. Pero tras un tiempo, la máquina ya estará totalmente amortizada y, por tanto, el único coste serán los consumibles y los recambios, dejando a un lado otros gastos como mano de obra y local.


Si los recambios duran más tiempo y se realizan más trabajos con el mismo, el coste de producción será mucho más barato y este ahorro se puede traducir tanto en un beneficio mayor como en una reducción del precio que se le hace al cliente, logrando así una mayor competitividad sin renunciar a la máxima calidad.



Por eso, a la hora de comprar un recambio no hay que fiarse solamente del precio del mismo, sino de cuánto va a durar y cómo va a responder a lo largo de su vida útil. Solo así podremos calcular el verdadero valor de la pieza y saber cuál es la que más puede convenir comprar para su negocio.


0 vistas