Principios en la Viscosidad de las tintas.

La tinta es, en esencia, una mezcla de pigmento que aporta el color, resina que fija el pigmento sobre el sustrato y el solvente que confiere a la tinta una viscosidad o capacidad de fluir adecuada para poder trasladarse del cilindro cromado al material en huecograbado, como también, del cilindro anilox al cliché y de este al soporte a imprimir en flexografía.


Principios en la viscosidad de las tintas.

El sistema de control de viscosidad más utilizado en Flexografía es medir el tiempo en segundos que tarda en caer un volumen determinado de tinta depositado en una copa dotada de un orificio con un diámetro determinado.


El control de la viscosidad debe realizarse con la tinta circulando por la impresora, ya que el calentamiento de la tinta por el movimiento, así como también la mayor o menor presencia de restos de agua en la impresora, influyen en la viscosidad final de la tinta en máquina.


A medida que aumenta la temperatura, obtenemos una menor viscosidad y también se evaporan parte de los solventes y aditivos, esto causará una impresión con tonalidades desiguales a lo largo de la tirada.


Por tanto, es muy importante controlar la temperatura para mantener una viscosidad homogénea durante la impresión.


Existen diferentes tipos de copas para medir la viscosidad.


Los viscosímetros, a lo largo del tiempo, se han ido adaptando a las necesidades del sector. Al principio eran sistemas manuales como las copas Ford o Zahn, basados en el tiempo necesario para que una tinta se descargara de un recipiente, la copa.


Dicho recipiente tiene diferentes nombres y numeraciones, según la forma y tamaño del orificio de descarga. Actualmente, son sistemas electrónicos más sofisticados, utilizados en diferentes tecnologías para medir la viscosidad:


• Sistemas basados en la frecuencia de trabajo de una bomba neumática al enviar la tinta a la impresora. Es el sistema más sencillo aunque el más impreciso.

• Sistemas de lectura de presión de la línea, un sensor en el conducto que transporta la tinta y mide la presión ejercida por esta. A más viscosidad más presión.

• Viscosímetros de vibración (llamados también de ultrasonidos), una paleta vibra dentro de la tinta alcanzando una frecuencia diferente para cada viscosidad.

Viscosímetro para tintas de cuerpo de caída que miden el tiempo que tarda un cuerpo inmerso dentro de la tinta y confinado en un tubo, normalmente de cristal, donde tiempos más largos corresponden a viscosidades más altas.


La viscosidad de aplicación de una tinta tiene una fuerte influencia en el resultado final del color, así como también en el comportamiento de la tinta en la impresora.


El ajuste de viscosidad debe realizarse de acuerdo con la experiencia del impresor, dependiendo del tipo de trabajo a realizar y del tipo de entintado de que disponga la máquina.


102 vistas